jueves, 5 de marzo de 2009

El periodismo que necesitamos hacer...


Elvira Orozco Vital

El tema: ¿Qué periodismo estamos haciendo, qué periodismo necesitamos hacer?, concentró los debates del Primer Taller Científico de periodismo radial Iris Sam Álvarez In Memoriam, organizado por profesionales de CMKC, Radio Revolución, en la ciudad de Santiago de Cuba.

El evento forma parte de la jornada por el Día de la Prensa Cubana, a celebrarse el 14 de marzo, fecha en que fue fundado el periódico Patria por José Martí, en 1882, y rindió homenaje póstumo a la destacada periodista Iris Sam Álvarez, con un emotivo documental dedicado a su memoria bajo el titulo Por siempre Iris, del realizador Santiago Romero Chang.

El documental contiene fragmentos de algunas publicaciones narradas en la voz de Iris, "la china", como se le conocía, testimonios de quienes compartieron su fecunda labor periodística, desde la década del setenta hasta su lamentable muerte en plena juventud, el 24 de mayo de 1997, víctima de la segunda epidemia de dengue hemorrágico que afectó lesivamente a la población de esta parte oriental del país.

La sesión científica desarrolló un panel acerca de La entrevista, por los másteres Julia Cleger Barthú y Reinaldo Cedeño Pineda. La primera intervención de Cleger llama a “salvar lo que más utilizamos: la entrevista”, analizada en uno de los capítulos de un libro de su autoría, para estudiantes de la carrera de Periodismo, adiestrados y todo profesional interesado.

Julita Cleger convocó además, a la urgente necesidad de que todo periodista domine este género, desde la integralidad, y criticó a quienes improvisan, tanto en la televisión como en la radio, a los que mayormente no se informan de un suceso y no se preparan antes de tratar un tema, y caen en dislates o preguntas tontas.

Reinaldo Cedeño Pineda delimitó la entrevista en dos momentos importantes: la publicable y la que no se publica, alertó en la necesidad de que los profesionales pregunten lo que el oyente o interesado quiere saber.

Desbrozó el camino hacia una entrevista capaz de desarrollar todos los géneros, por la abundancia de datos que aporta, insistió en aquella, en la que el entrevistador conozca qué va a preguntar, porque la entrevista se basa en una conversación cuyo principio esencial establece preguntas y respuestas. Él o ella son dueños de su entrevista todo el tiempo, a preguntas inteligentes y profundas, respuestas interesantes y sabias.

Se preguntó: ¿qué es un periodista, un facilitador, un brazo con una grabadora para tomarle declaraciones a alguien, una polea trasmisora? No. Sentenció. "Un periodista es un artista y cuando asume su papel, su rol, su trabajo se enrumba hacia metas más grandes, más efectivas, siempre desde la eficacia y la inmediatez".

Cedeño Pineda señaló que “la palabra en la radio, tiene dos vertientes relevantes, la escrita y la oral. Esta última nos pone a soñar por la oreja, es la principal protagonista, describe al entrevistado y el lo oyente lo ve, lo matiza, lo imagina. En la radio la palabra es mitad escrita, mitad hablada, y citando a Jean Couteau, recordó que "existen tres formas de convencer: hablar, acariciar y golpear…me gusta más acariciar, pero a veces hay que golpear para conmover, para sensibilizar. Y enfatizó Cedeño: “En mi criterio, no hay mejor novela que una buena entrevista”.

Una breve mirada al ciberespacio, desde el blog Guamo, del periodista Benigno Rodríguez, del municipio de Guamá, permitió conocer como este ha servido de fuente de información a otras esferas de la localidad, describe personajes populares. “Buscamos hacer un periodismo más literario y recomendó a quienes intenten emprender este camino de autosuperación, utilizar esta vía para intercambiar con personalidades y colegas de Cuba y otras partes del mundo”, dijo Benigno Rodríguez.

El ciberperiodismo de Radio Baraguá, del municipio de Palma Soriano, liderado por las hermanas Jérez, y de Ariel Ramírez, en Radio Titán, en Mella, propician la socialización de sus experiencias y tienen como propósito hacer una nueva plantilla para que periodistas cubanos puedan contabilizar las visitas de los cibernautas.

El multipremiado Máster en Comunicación Social, Ado Sanz Milá, habló de Iris a casi doce años de su muerte física, desde la óptica profesional e intimista de la amistad que los unía, de su calidez, calidad como periodista y su apego a la verdad, su sensibilidad, humanismo, sencillez, y contó sus experiencias con la realizadora cuyas crónicas obtuvieron premios en festivales de la Radio.

Sanz Milá dijo que en una oportunidad, a petición de La China, él narró tres crónicas que marcaron su vida como comunicador: una por el Día de las Madres y las dedicadas a los padres y a Fidel. Iris fue una excelente cronista, periodista excepcional.

Junto a colegas de Iris, sus hermanos, el cardiólogo del Infantil Sur, Juan Sam Álvarez, Milín y Silvia, quienes desde la emoción, la anécdota y la evocación, revelaron facetas de la vida y obra de quien a riesgo de su propia vida, con apenas once años se fue a alfabetizar con su hermana Caridad, y a pesar de su pequeño y enjuto cuerpo, integró el equipo de baloncesto del Instituto Pre Universitario, fue cortadora de caña en las zafras azucareras del pueblo, realizó otras labores agrícolas y fue vanguardia nacional de CMKC, durante varios años.

Muy interesante, la conferencia magistral impartida por Ado Sanz, bajo el título: ¿Hay dramaturgia en la información? Pregunta a la que respondió: "Sí, como en una novela, un cuento, obra teatral o un serial dramatizado. Con la palabra, expresamos las ideas, quien las dice es el emisor y debe utilizar palabras sugerentes que atrapen el interés del receptor, o el oyente, la palabra, desde la imaginación, mueve conciencias. Una primera idea que despierte la atención del oyente y una final que quede en la memoria".

El Primer Taller Científico Iris Sam Álvarez, in Memoriam, contó con la presencia de Lourdes Palau, presidenta de la Unión de Periodistas de Cuba - UPEC- en la provincia, y radialistas de la emisora provincial CMKC, de Palma Soriano, Songo La Maya, San Luis, y Guamá, y de Tele Turquino.

También participó Juan Reinaldo Cárdenas, secretario de Transferencia de Tecnología y Divulgación, de la Asociación Cubana de Producción Animal, ACPA, en cuya sede se desarrolló el evento, contexto que sirvió para explicar las características de esta institución no gubernamental al servicio de la Revolución cubana, que desarrolla proyectos de cooperación conjunta con Japón, el País Vasco y Alemania, para contribuir al crecimiento de la masa ganadera y la producción de leche en las Unidades Básicas de Producción Cooperativa, al servicio en la provincia de Santiago de Cuba.

(Fuente: CMKC) http://www.cubaperiodistas.cu/noticias/marzo09/04/03.html


10 comentarios:

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

Qué sabe el máster Ado Sanz de dramaturgia de la información?
>
> Y eso de máster, por Dios, no se usa en ningún país serio para ponerlo al
> lado del nombre de la persona en el periodismo. Ni siquera en ámbitos
> académicos se usa lo del máster. Solo se dice de los doctores y
> estrictamente en la Universidad. Oye lo que te digo y sacude el polvo,
> mientras escucho el piano te saludo.

Reinaldo Cedeño Pineda (CUBA) dijo...

Sr del piano:

Como usted vio, estas son las opiniones de una colega, Le enviaré sin falta sus inquietudes y sugerencias.

No obstante, le puedo decir de mi parte que no suelo descalificar a nadie de esa forma.

En cuanto a una cosa estamos de acuerdo:el título de master no vale para el empacho, el pavoneo ni la vanagloria (y ningún otro creo yo) Personalmente no suelo usarlo... hay muchos máster de esto y de aquello en la Isla (y en el mundo). Con el título de periodista basta; pero de ninguna manera es un demérito para quien supo ganárselo. Gracias por leernos con atención.

Reinaldo

Anónimo dijo...

Al Sr. del Piano:

Siento absoluto respeto por su opinión. De la misma manera que le recuerdo lo que dijo Benito Juárez, “el respeto al derecho ajeno es la paz”. No vengo en son de guerra, pero los saberes no tienen límites. Antes, un farmacéutico se formaba empíricamente y sabía con qué cataplasma se curaba un catarro. Ahora hay que apelar a la penicilina de nueva generación, o al jarabe de la “doctora Nápoles” que a mi me hace tanto bien. Claro este no es el caso. El máster lo es, como el afinador de pianos, y el virtuoso de ese instrumento es pianista y así. Mi madre decía que la envidia es admirar con rabia, el rayo no le cae a la verdolaga, le cae a la palma. Simplemente, el master de marras, estudió, no se lo regalaron, le costó horas de sueño, por lo tanto: “Al César, lo que es del César”. No pienso que el que envía anónimos tenga en sus manos toda la verdad… Le agradezco que nos haya leído y le invitamos a que se mantenga en contacto.

La periodista.

Anónimo dijo...

En ningún momento denigro al máster. Solo me pregunto qué sabe de ese tema. Es legítimo que me haga preguntas. Claro que se ganó el título estudiando. No mezclemos las cosas. Yo hice una pregunta primero y luego un comentario sobre esa manía de la prensa santiaguera de ponerle lo de máster al lado a la gente, y es puro tercermundismo.

Anónimo dijo...

Perdonen que me suma a esta conversación, pero creo que vale...Tercermundismo, ese término es igual de discriminatorio y racista que el del dilecto respecto al idioma. Algunos dividen el mundo en centros y periferias, yo en obras mejores y obras peores, y sobre todo en personas mejores y personas peores, no por sus títulos ni posesiones, sino por cosas esenciales como el amor o la amistad por las que, lamentablemente, no suelen darse títulos de licenciados, master ni doctores.

El Observador

Anónimo dijo...

¡Hola Señor del Piano!

Es gratificante darle la bienvenida al diálogo. Lo considero un amigo secreto o ¿amiga quizás? Créame, me estimula sobremanera que haya aceptado el reto. Lo de tercermundista, no quiero pensar que lo dice peyorativamente, pero sí excluyente. Ser del Tercer Mundo es una simple ubicación geográfica, bien lo sabe.
Por las trazas que dejan sus comentarios, Ud, también lo es. Ser del Tercer Mundo subyace en las mentes débiles y sumisas, que solo miran hacia el Norte, porque el mercadeo o robo de cerebros se hace precisamente en el Tercer Mundo y eso habla por sí mismo del gran interés que los coterráneos del primer mundo,-tan solo una minoría de poder- tienen en esta parte del planeta, abundante de riquezas y talentos que nacen por estos lares migrando en constantes subastas, quien da más. Las razones Ud. también las conoce: son en su gran mayoría económicas, aunque le pongan el apellido de político.
El master que nos ocupa, hace mucho tiempo pudo haber emigrado y no lo hizo, como tampoco el dueño de este blogs, gentil facilitador de nuestra conversación escrita. Eso dice mucho del apego a la tierra que los vio nacer y no hay bien material que llene o pague eso. No escogemos el lugar de nacimiento, ni los padres, ni… Un master del tercer mundo es un científico del primer mundo, porque ha sabido abrirse paso, amén de las carencias y socializa el conocimiento. Reconocerle publicándolo no es mera guataquería de esta periodista, es un acto de justicia, a quien pudiendo estar en Miami, prefiere vivir en Trinidad y Reloj, y comerse una croqueta con o sin pan, y compartir un buchito de sabroso café con los compañeros de labor… no intento convencerlo, solo que con respeto acepte mis puntos de vistas tercermundistas.

La periodista

El Idioma dijo...

Tercermundismo es un concepto que sobrepasa el Tercer Mundo. Es una vocación ser tercermundista, que no es lo mismo que vivir en el Tercer Mundo. Perdonen por entrar al debate. Eso no es peyorativo, es un concepto cultural. Todo el mundo quiere salir del Tercer Mundo, desde el punto de vista económico y cultural, y que su país entre al primero. ¿Cómo? Ese es el caso. Nadie quiere vivir en el Tercer Mundo. Todos aspiramos a más, dejando fuera cualquier valoración política del tema. Gracias.

Anónimo dijo...

A mi no me interesa donde vive el señor Sanz ni qué le gusta comer. Ese no es el debate. Usted debe leer más cómo va el periodismo actual y ver las tendencias. No es su culpa. Alli parece haberse entronizado lo del tìtulo cientifico para presentar a los periodistas en la prensa. Repito. No es su culpa. Pero, por favor, encaje mejor las opiniones de los otros.

Ah, y el tercer mundo no es una condición geográfica, sino económica. Hasta hace poco, Portugal, Grecia y España lo eran, y estaban en la misma Europa. En algunos temas incluso lo siguen siendo. Y por otro lado, Chile y Argentina son cada vez menos tercer mundo, aunque van muy lentamente, sobre todo en temas educativos y culturales.

Ah, y nada le aporta al debate (si se quiere hacer con argumentos) si alguien quiere vivir aquí o allá. Importan las ideas, los proyectos, la inteligencia de la gente. No me caben dudas de que el dueño de este blogs las tiene todas. (El Señor del Piano)

Anónimo dijo...

Quién es el Señor del piano para cuestionar si ese señor sabe algo o no de dramaturgia de la información. Me parece que si se escogió para dar una conferencia ante un nutrido grupo de periodistas e intelectuales...

Y lo de "máster" aquí en Cuba lo usamos si otros no lo usan, ese es su problema, no el nuestro. Y como él dice: "Por Dios..." Está bueno ya de querernos parecer primermundistas, europeos o norteamericanos: somos cubanos, santiagueros o espirituanos y punto.
Tenemos que parecernos a nosotros. Incluso, creo que no debe dejar de usarse por respeto y ética.
Ah, no soy quien otorga o quita títulos pero en este caso creo que el máster en cuestión sí lo es.
No sé por qué hay un tufito de muy mala intención en este comentario. Si no es así que me disculpen.
Gracias.

Galan Cubano de Cuba.