miércoles, 16 de enero de 2013

Reinaldo CEDEÑO PINEDA / Críticas y presentaciones de su obra periodística y literaria


 
Reinaldo Cedeño es hoy uno de los periodistas del ámbito cultural más creíbles de cuantos hay (…)  pone el dedo en la llaga ya sea en su blog personal, en su emisora radial o en cualquier espacio que reclame su plumaAhí se le lee defendiendo con digna postura el necesario ejercicio de la diversidad, criticando los estereotipos que dañan los pueblos, enseñando –porque ya puede hacerlo- los preceptos del periodismo. Sus entrevistas, de la talla de los grandes maestros del género, tienen un acento especial en ese grano de maíz que todos llevamos dentro sea El Gabo el entrevistado o Berta la Pregonera.
 
Reinaldo Cedeño maneja con hábil oficio el arte de la entrevista. A su ojo aguzado no se escapan los detalles que hacen magistrales las respuestas. No se amilana ante la gran figura o ante el casi desconocido entrevistado. En todo pone su toque de magia. He ahí su gran secreto a voces

Sus poemas son como frescos en el aire. Allí donde la brisa le sirve de tela para pintar con palabras el mundo de dios en que se erige. Reinaldo es un poeta en el que lo coloquial se entrelaza con el lirismo más puro creando una suerte de artilugio, un fuego más allá del verso. Reinaldo Cedeño escribe una poesía donde no se adivina al periodista. Es su otro yo, su otro filo.  De acendrado oficio en los menesteres de esculpir las verdades de los tiempos.  
Pedro López Cerviño, programa Para leer mañana, Canal Educativo, Televisión cubana, 10 de enero de 2013.
 

  Desde Santiago de Cuba, Reinaldo Cedeño mantiene un blog capital. Alejado físicamente de los principales circuitos, este periodista all around y multipremiado ha hecho de La isla y la espina un espacio tan vital como heterogéneo. Con lugar para autores ajenos, para el reposo de sus crónicas y también, en ocasiones, para las más enconadas discusiones. Con espacios para el deporte, el cine y la poesía. La isla y la espina, además, hace lo que pocos hacen y es, sin embargo, uno de los mandamientos del periodismo. Cedeño amplifica en su blog imágenes un tanto olvidadas y pulsa las resonancias internas de un país que, por momentos, parece circunscribirse a La  Habana, pero no.

“Reinaldo Cedeño: El hueso en el papel”, Agencia IPS Cuba, 3 enero 2013 http://www.ipscuba.net/index.php?option=com_k2&view=item&id=6215:reinaldo-cede%C3%B1o-el-hueso-en-el-papel&Itemid=11

 Hay críticos emocionales, esos que el solo hecho de escribir sobre una obra les excita la pluma y terminan conformando un texto en extremo subjetivo, para ellos, por supuesto, eso de la objetividad es un viejo absurdo. Hay otros críticos que hallan lo excitante en vivir el proceso analítico desde el costado más difícil, tratar de saber lo que nadie supo, meterse dentro del autor, rebuscar hasta en la basura si es preciso, o saltar las rejas lanceadas de una mansión habanera, para decir a una autora como Dulce María Loynaz: ¿por qué lo hizo, que sintió en ese momento, de dónde tanta ternura? Ese crítico, aunque no se considera del gremio, es el periodista joven y santiaguero Reinaldo Cedeño, quien publica libros de ensayos, poemarios, críticas, y se lleva a casa un Premio Nacional de Periodismo Cultural como si nada, y por si fuera poco, tiene uno de los Blogs más leídos en Cuba, La Isla y la Espina, donde cabe todo. Pero ahora, Cedeño habla de la crítica cultural actual, otro dolor.

Rolando Silven Laffita, 7 de mayo de 2013,  en Esquife: “REINALDO CEDEÑO: CRITICAR DESDE LA EMOCIÓN Y EL CONOCIMIENTO”
http://www.esquife.cult.cu/index.php?option=com_content&view=article&id=1699:reinaldo-cedeno-criticar-desde-la-emocion-y-el-conocimiento&catid=200:agenda-7-de-mayo-de-2013&Itemid=2
 


♣ Reinaldo Cedeño Pineda es uno de esos profesionales cubanos de la letra y la palabra, que van por el mundo buscando los molinos de viento de lo imposible, para demostrar que la adarga de la inteligencia, la lógica y la inconformidad diaria, son consustanciales con el concepto del verdadero revolucionario.

Este polémico periodista santiaguero defiende sus criterios en los más complicados ruedos de la crítica artística, literaria y el periodismo de similar corte, dejando siempre un mensaje constructivo, pero encauzado por el análisis más cáustico.

En la Casa de la Prensa de Santiago de Cuba, conversé con este joven intelectual cubano que ha declarado una dura guerra contra quienes confunden en Cuba, el reflejo de la identidad nacional con la burla a las más autóctonas tradiciones y lenguajes de los campos cubanos.

Ángel del Toro Fonseca / “Cedeño y su defensa del guajiro”, Revista ENFOQUE, UPEC, 2009. Referenciado además en CARACOL DE AGUA, el blog de Arnoldo Fernández http://caracoldeagua-arnoldo.blogspot.com/2009/09/reinaldo-cedeno-pineda-enaltecer-lo.html 





1. Sobre Los corderos alzan la vista, poemario, Ediciones Santiago, 2005.

Reinaldo Cedeño, protector de ovejas en la cena pascual, no pudiendo crear un nuevo Caos; se atrevió a conformar hermosas averías (…)  Fundó el santiaguero (¿también guantanamero?) un libro tan verosímil que casi se torna irreal (…)  Los corderos alzan la vista no alberga inocencia ni candidez. Sus figuras, ilusoriamente disímiles, rigen un mundo integrado por diferentes momentos en la historia. Os voy a referir los nombres de algunas criaturas como si juntas pertenecieran a la Isla. Un machetero anónimo ―como suelen ser los verdaderos macheteros— , Tolouse-Lautrec y su giba, Oscar Wilde añorando una arcaica vergüenza, algún suicida, Florentina Boti, Carlos Manuel de Céspedes, Madonna ofreciendo a Eva Perón y a la Argentina, Fidelio Ponce, García Lorca y Lezama Lima (…)

Poeta. Nosotros, los hipócritas, los semejantes, los hermanos, no descansamos, no deseamos que tus imágenes nos dejen dormir.

La poesía, tan negada antes de cantar el gallo, necesita estas vías, estos aullidos con juegos de sombras, intermezzos alucinantes, madrugadas y naves vikingas arribando a nuestras costas (…)

Pineda Cedeño, Reinaldo, soy yo quien brinda testimonio. Gracias a las excelencias de Los corderos alzan la vista, podrás recibir la piel de cualquier animal; aunque jamás serás un corderito de ningún dios… ni de nadie.

MARINO WILSON JAY: “Los corderos se rebelan”, en IDEAS. Centro de Promoción Literaria José Soler Puig, Santiago de Cuba, Número 42, 4 de julio de 2005, p. 171. Referenciado en http://laislaylaespina.blogspot.com/2013/01/los-corderos-se-rebelan.html


  Leyéndome Los corderos alzan la vista, recuerdo el nacimiento de aquel grupo poético de la ciudad a finales de los anos setenta. Descbro ne tu poesía ese rumor, “esa sustancia estraña con que amasamos una estrella”, al decir de Guillén, por su equilibrio y por su música. En tus textos, la arquitectura. En tus imágenes, el equlibrio. (…)

Cuando me asomo a la poesía de los más jóvenes, olvido mi viejo oficio de sonámbulo y ahora, gracias también a tus sueños, duermo feliz.

Si Los corderos alzan la vista, ojalá los hombres también.

Eliseo Diego te manda saludos.

JESÚS COS CAUSSE: “Carta como prólogo”, en Los corderos alzan la vista, Ediciones Santiago, Santiago de Cuba, 2005.



2. SON DE LA LOMA, los dioses de la música cantan en Santiago de Cuba, Andante Editores/Mercie Group, 2001


El libro  Son de la loma: Los Dioses de la música cantan en Santiago, es una obra brillante e innovadora lo más completo que se ha escrito sobre música tradicional cubana y sus intérpretes a lo largo de estos años en la zona oriental del país.
 
Su creador, Licenciado Reinaldo Cedeño Pineda (nacido en Santiago de Cuba, 1968), periodista y poeta, tuvo como coautor del libro al periodista Licenciado Michel Damián Suárez, hoy radicado en España.


La quijotesca aventura de realizar este libro concluyó en el año 2001 publicado por Mercie Ediciones-Andante, Editora Musical de Cuba.


Este joven talento (…) extraordinariamente creador, continúa escribiendo poemas, artículos, reportajes, entrevistas y libros (…) Además, pronuncia disertaciones o participa en diferentes recitales de poesía o en eventos de comunicadores.

Nereyda Barceló Fundora: “Son de la Loma, los dioses de la música cantan en Santiago de Cuba”,  Salsa Power
 

 
 3. El Hueso en el papel, Editorial Oriente, 2011

Personalidades de la cultura cubana desfilan en las páginas de El hueso en el papel, del periodista Reinaldo Cedeño Pineda, presentado aquí como parte de la XXI Feria Internacional del Libro.

Al dar a conocer el volumen, la ensayista Daisy Cué resaltó la capacidad del autor para hacer poesía con la prosa, y fundir periodismo y literatura en una simbiosis que enriquece ambas vertientes creativas.

Se refirió a la impronta de la familia Loynaz del Castillo como una de las obsesiones del periodista y escritor, en una búsqueda que fue más allá de Dulce María y Flor, y se refleja en este libro en el capítulo Loynacianas, con artículos y estudios acerca de ese linaje literario e histórico.

Entre las celebridades entrevistadas o incluidas en sus crónicas por Cedeño están el premio Nobel de Literatura, Gabriel García Márquez, y los cubanos Alicia Alonso, Dulce María Loynaz, Compay Segundo, Elena Burke, Santiago Álvarez, Rosita Fornés y Javier Sotomayor.

Se juntan igualmente las vivencias expuestas por la rusa Alla Pugachova y la venezolana Lil Rodríguez; Mercedes Sosa, Carilda Oliver Labra, Zaida del Río, José Soler Puig y Eduardo Rivero Walker.

Los otros tres apartados son La grandeza no se pregona, basado en entrevistas; El secuestro de García Márquez y otras crónicas íntimas; y La tierra del diablo, a partir de ensayos sobre la otra historia de la famosa pieza musical La Guantanamera, el periodismo cultural y la melodía Iré a Santiago.

Marta Cabrales Arias / “Texto de oficio periodístico”, Juventud Rebelde, 5 de marzo de 2012. http://www.juventudrebelde.cu/cultura/2012-03-05/texto-de-oficio-periodistico--2/




(Presentación del libro EL HUESO EN EL PAPEL en la Feria del Libro de Santiago de Cuba. Sala Soler Puig, Teatro Heredia. En la imagen, además del autor se distinguen la profesora y ensayista Daysi Cué quien hizo las palabras de elogio y el poeta Eduard Encina)


La Feria [del Libro] se confirmó como espacio de amplia convocatoria popular en todos los territorios del país, con un estimado de participación de 2 millones y medio de personas En Santiago de Cuba esta fiesta de la lectura sirvió para juntar a la literatura, las artes plásticas y escénicas. (…) Relevantes las presentaciones de La Virgen de la Caridad de El Cobre, de Olga Portuondo; La inquieta palabra, del Reverendo Raúl Suárez; Enemigo, de Raúl Capote; El hueso en el papel, de Reinaldo Cedeño; Cuba: ¿revolución o reforma?, de Enrique Ubieta; así como Cuba colonial: músicos, compositores e intérpretes, de Zoila Lapique; y Rutas críticas, de Ambrosio Fornet, autores estos últimos a quienes se les dedicó la Feria que cerró.

Betty Beatón Ruiz: "Concluyó la Feria, que siga la lectura", Trabajadores, 5 de marzo de 2012.

   

Esa pericia, ese talento para llegar hasta la médula, ilumina de la primera a la última página de este volumen. El hueso en el papel no es un libro de superficies. Cada capítulo, cada texto está pensado como un batiscafo. Las honduras que descubre hacen de él una epifanía, una revelación. Leerlo es adentrarse en el universo fascinante de muchos personajes: desde la celebérrima Alicia Alonso hasta el personal Tío Perucho, desde la lejana Ala Pugachova hasta el eterno Ogún de Eduardo Rivero, desde le visceral Adolfo Llauradó hasta la centenaria Eufemia Rojas Hernández. A los Loynaz y en especial a Dulce María, les dedica todo un capítulo. No faltan otras de sus recurrencias, de sus obsesiones: José Martí. Compay Segundo, Guantánamo, La Lupe

El periodismo, como la propia literatura, debe tener siempre un aliento de futuro (…) Hacer periodismo pensando en que lo hecho va a morir mañana, además de triste, es negarle su capacidad de belleza, su esencia emotiva y transformadora (…) Contra semejante futilidad se alza el periodismo de Cedeño. Sus textos defienden justamente lo contrario, apuestan por dejar siempre le hueso en el papel. Esa es, a no dudarlo, la absoluta ganancia de este libro.

 
 “Ser periodista sustituirá tu nombre para siempre. Harás las veces de arquitecto y plomero, bibliotecario, diputado, gurú... Estarás siempre al filo de la navaja... Ser periodista es tocar a otro... Unas puertas se abrirán y otras tendrás que derribarlas. Ser periodista es serlo con las vísceras. Ser periodista es dejar El hueso en el papel”

(…) aunque pienso de igual modo, la cita no es mía... Es de un colega que admiro (…) una prosa de diálogo precioso, osado y objetivo que trae retruécanos, metáforas como para literatura viva, pero que reconozco como periodismo con mucha imaginación y profesionalidad.

Bárbara Bolerí Izquierdo / “No llego a dejar el hueso en el papel”,  La citadina y sus estampas, 7 de marzo de 2012, http://citadinaes.blogspot.com/2012/03/no-llego-dejar-el-hueso-en-el-papel.html

Reinaldo con esa pluma sublime, nos entrega  de sí confesiones, revisita su infancia, su familia desde su experiencia y sensibilidad, hasta llegar a consideraciones del periodismo cultural. El hueso en el papel: este es el acucioso libro, bien pensado, que otra vez nos  concede este joven con  20 años de profesión, cual Quijote, simplemente un periodista (…) 

Naylet Hernández Blanc / “La presentación más linda: A mis colegas periodistas”, en Tv Santiago en la red , 8 de marzo de 2012  http://tvsantiagoenlared.blogspot.com/2012/03/la-presentacion-mas-linda-mis-colegas.html 

A Guantánamo, el lugar donde primero dejó “los huesos” en un periódico, vino Reinaldo Cedeño Pineda (…) El acontecimiento tuvo lugar en la Casa de la Prensa. La presentación de El hueso en el papel, título del ejemplar, corrió a cargo de la fina pluma y memoria de Haydeé León Moya, subdirectora del semanario Venceremos, quien destacó los valores del libro, esas “maneras íntimas y humanas en que llegan sus historias” y las destrezas del autor al manejar la información y la palabra.  

El hueso en el papel  publicado por la Editorial Oriente deja entrever “fragmentos de vida” -como diría Cedeño- de Gabriel García Márquez, Alicia Alonso, Dulce María Loynaz, Compay Segundo, entre otros grandes, pero también el talento de ese ensayista, poeta y escritor que ante todo se reconoce reportero.  

Yisell Rodríguez Milán / “El hueso en el papel, pero el autor en Guantánamo”  Periódico Venceremos, 8 de mayo de 2012
http://www.venceremos.cu/pags/varias/cultura/cede%C3%B1o_libro_presentacion_3024288.htm




(Reinaldo Cedeño durante la presentación de su libro en Guantánamo. De negro, la destacada periodistra Martha Reyes) 

La novela de la realidad, es la definición que da el periodista santiaguero Reinaldo Cedeño Pineda a entrevistas, crónicas y otras miradas al ser humano, en su libro EL HUESO EN EL PAPEL, presentado este lunes en la casa guantanamera de la prensa.
Frente a colegas del semanario VENCEREMOS, donde realizara su servicio social hace veinte años, el poeta y escritor rememoró las primeras incursiones reporteriles en el territorio, donde cubrió diversos sectores que marcaron la vida profesional y están reflejadas al cierre del texto.


El compendio de trabajos publicados en distintas etapas, realza la crónica como género periodístico mayor, al derrochar elegancia frente a Alicia Alonso, Gabriel García Márquez, Florentina Boti, José Soler Puig y otras personalidades de quienes logra inéditas declaraciones.


Durante la presentación de la obra, Haydée León Moya, Subdirectora del periódico, dijo que Cedeño, posee numerosos premios y reconocimientos en su brillante carrera, ejercida en el Sierra Maestra de Santiago de Cuba, Radio Siboney, donde labora y por el impacto de su blog personal “La Isla y la Espina.

Asistieron también a la Casa de la Prensa la novelista Ana Luz García Calzada, el poeta Alex Ruiz, Karelsy Falcón, Presidenta Provincial de la Asociación Hermanos Saíz, familiares y amigos del autor, quienes coincidieron en que el grueso del libro está escrito desde Santiago, pero abierto a la Isla completa.

Martha Reyes Noa / Presentan libro “El hueso en el papel”, Sus huellas,


Desde El hueso en el papel, Reinaldo Cedeño Pineda se acerca a un universo temático tan vasto y rico como la vida misma, a través de un discurso ameno, desenfadado y casi conversacional. (…) El título que publicó la Editorial Oriente del Instituto Cubanos del Libro en la Colección Diálogo, incluye crónicas, entrevistas, artículos y ensayos del autor con 20 años de desempeño profesional en la prensa escrita, radial y digital.

El hueso en el papel, su nuevo libro, es como una carta de confesión porque, a partir de estos textos, es posible comprobar –como el mismo autor asegura- que ser periodista es dejar el hueso en el papel.

Fernando Rodríguez Sosa / “Como la vida misma”, Emisora CMBF, 22 mayo 2012
 
Cedeño posee un don: el de observar a figuras y cosas con la mirada emotiva del cronista. Aún sus entrevistas se permean de la subjetividad, de la impresión sentimental que pasa a las palabras y las palabras llegan a nosotros y nos conmueven (…)  tras leer las páginas de El hueso en el papel sentimos el olor entrañable de lo vivido y luego evocado definitivamente, para que el acto, el rostro, la confesión, el recuerdo permanezcan para siempre.

(…) el oficio y la sensible capacidad de Reinaldo Cedeño,  mantiene unidas estas páginas de El hueso en el papel con los hilos de oro  de su virtud poética. Un cronista, como Cedeño, es también un poeta. No importa que el medio sea la prosa. En cada texto el lenguaje se tensa, para, más que mostrarnos, grabarnos las imágenes de sus temas y personajes. 

Luis Sexto / “Epigramas”, Radio Progreso, sección Epigramas, 2013.


4. Sobre  A CAPA Y ESPADA: La aventura de la pantalla, Editorial Oriente/ Fundación Caguayo, 2011

  (…) a sombrero quitado y despojada de todo prejuicio semiohermenéutico abracé La aventura de la pantalla  (…) Un auténtico fresco literario. El volumen que todo el mundo quiere tener y exhibir como un trofeo.  Con fruición devoré cada línea de cada párrafo de cada apartado. Fue fácil, lindo, entretenido. Etnografía e historia, testimonio y crónica, entrevista y ensayo se combinan con fluidez y elegancia para arrojar luz y hacer justicia, para develar los intersticios de la desidia y desagraviar la memoria.

A capa y espada es también un libro para la rabia y los remordimientos; es el libro de la inconformidad implícita. Es la capa y la espada con que aquellos hombres y mujeres hicieron la televisión y el cine en esta geografía y que nos devuelven como espectros en perenne desafío.

Dra. Yamile Haber Guerra / Revista SIC, N. 54, 2012 / Referenciada en UNEAC / http://www.uneac.org.cu/index.php?module=caracoles&act=caracoles&id=179

Contar la historia a partir de las memorias y las representaciones colectivas de un hecho como la fundación de Tele Rebelde —primer canal fundado por la Revolución—, es una batalla campal. Hubo que luchar con las memorias frescas y las que se olvidan, el deterioro de las pocas fuentes pasivas que quedan para confirmar las fechas, más el camino disperso y confuso de los programas que se transmitieron. Hubo personas que lloraron de alegría y de rabia; otros fuera de Cuba se entusiasmaron al dar declaraciones por el correo electrónico (…) Su prosa elegante combina la síntesis del ensayo, la investigación del reportaje, la belleza de la crónica y sus amplias dotes como poeta y escritor (…) . A capa y espada, es un libro para deleitarse, aprender y recordar. Es la llave que abre la puerta de las artes santiagueras. Otros libros que pertenecen a la misma colección próximamente verán la luz:

Enrique Pérez Fumero / “A capa y espada, un acto de justicia”, Cubaperiodistas, 6 de abril de 2012.
http://cubaperiodista.blogspot.com/2012/04/capa-y-espada-un-acto-de-justicia.html

♣  Reinaldo Cedeño Pineda, es un excelente periodista, cuya sensibilidad humana es más que tangible en cada una de sus obras, sea un guión, un producto comunicativo, un libro. Quizás, entre otros motivos, sea por eso que este libro “A capa y espada, la aventura de la pantalla” haya sido para él una minuciosa labor por mostrar, no sólo lo que se ha visto en el primer canal creado por la Revolución, sino, presentar a las personas, en su ciudad y su tiempo, lo que no se ve “al aire” porque los que aquí trabajamos también hemos vivido nuestras leyendas en cada momento histórico en el constante deseo de reflejar mejor el quehacer de nuestro pueblo y las invenciones para lograr siempre, a capa y espada, cada salida en pantalla

Adys López González, 8 de abril 2012/ http://bloguerosrevolucion.ning.com/profiles/blogs/a-capa-y-espada-la-aventura-de-la-pantalla-3


Santiago de Cuba.- Con un libro acerca del segundo canal televisivo de Cuba avanza el proyecto Cultura Artística y Literaria de esta ciudad, auspiciado por la Fundación Caguayo con motivo del medio milenio de la villa, informa la Agencia Prensa Latina.

Agrega el despacho que el texto, bajo el nombre A capa y espada, la aventura de la pantalla, recoge en 185 páginas y con abundantes gráficas, un pormenorizado recuento de la televisora Tele Rebelde, única con carácter nacional que funcionó fuera de La Habana.

Su autor, el periodista y escritor Reinaldo Cedeño Pineda, aborda mediante entrevistas y testimonios de fundadores y otros integrantes de ese colectivo, la audacia de hacer televisión fuera de La Habana desde aquel 22 de julio de 1968 en que esa señal salió al aire.

El volumen refleja la transformación en telecentro territorial a partir de 1985, a tono con la creación de esa red en cada una de las provincias, y enfatiza en la impronta cultural, histórica y de entretenimiento alcanzada, con una programación dramática, informativa, musical y deportiva.

En este empeño, la Fundación Caguayo cuenta con la participación de la editorial Oriente y otras instituciones, en el afán por reflejar en toda su intensidad los aportes de la urbe a la cultura cubana en la literatura, las artes plásticas, la radio, la música, el teatro y las vertientes populares.

Publicado en Radio Enciclopedia, Tomado de  PRENSA LATINA, PL / Prospera proyecto cultural por medio milenio de Santiago de Cuba.  http://www.radioenciclopedia.cu/noticias/prospera-proyecto-cultural-por-medio-milenio-santiago-cuba-20120404/ 
  
 

(Instante de la memorable presentación del libro A capa y espada: la aventura de la pantalla en el salón de los Vitrales de la Plaza de la Revolución, Santiago de Cuba)

Nos sumergimos en la lectura de A capa y espada con el temor de que Reinaldo Cedeño hubiera incurrido en un acto de intrusismo profesional, lo cual el gremio de los historiadores alguna vez le reprocharía… pero rápidamente nuestras sospechas se disiparon al constatar que se trata de un formidable trabajo periodístico que resultará de gran valor para cuando en el futuro los adoradores de Clío descubran que, además de la política y la economía, las personas vivimos inmersas en un mundo mucho más complejo que algunos definen como vida cultural.

Una lectura profunda del libro de Reinaldo Cedeño muestra claramente que los tres grandes hitos de la cultura santiaguera durante el siglo pasado fueron la creación del Museo–Biblioteca, por don Emilio Bacardí y Elvira Cape en los albores del siglo XX; la fundación de la Universidad de Oriente en 1947 y el nacimiento de Tele Rebelde. De los dos primeros acontecimientos apenas se ha escrito y del último ni una sola palabra hasta la feliz incursión de este perspicaz y sensible periodista; quien trabajando básicamente a partir de fuentes testimoniales y de la pobre y escuálida crítica aparecida en la prensa periódica, logra un acercamiento encomiable a aquel mundo televisivo que surgió en nuestra ciudad.

 Reinaldo Cedeño Pineda con su obra A capa y Espada ha hecho una contribución medular a esa historia de la cultura santiaguera, que algún día habrá de ser escrita.

Rafael Duharte y Elsa Santos, La isla y la espina, 24 de abril de 2012. http://laislaylaespina.blogspot.com/2012/04/sin-capa-ni-espada.html



  (Presentación del libro en la sala Villena de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba UNEAC en La Habana. En la imagen, el autor, Reinaldo Cedeno y la reconocida locutora Rosalía Arnáez)

En las páginas de esa joya de la literatura especializada, devenida obra de obligada consulta para estudiosos de los antecedentes históricos de la pequeña pantalla y el séptimo arte en nuestra geografía insular, se plantean los más disímiles dilemas éticos, ideo-estéticos, conceptuales y teórico-metodológicos, entre otros no menos importantes.

Cedeño Pineda logra (…) respuestas bien documentadas a preguntas que formulara con precisión y exactitud, y disparara —cual certeras flechas— al centro mismo de la diana… para dar en el blanco.

Ideas muy bien sustentadas y reseñadas en un libro que pretende evocar el período de oro de las producciones audiovisuales territoriales, muchas de las cuales —signadas, principalmente, por la escasez material, pero no por el valioso capital humano— trascendieron, sin embargo, todos los límites, y hoy por hoy, integran nuestro acervo intelectual y espiritual.

Jesús Dueñas Becerra / “La aventura de la pantalla”, Cubaliteraria, http://www.cubaliteraria.com/articulo.php?idarticulo=15234&idseccion=31  

A capa y espada, la aventura de la pantalla combina eficazmente géneros y técnicas periodísticas y nos ofrece desde diversas perspectivas (… ) un relato fluido y sentido de los sucesos o las vivencias o remembranzas de muchos  protagonistas  (…)   Cedeño no elude asideros concretos en el quehacer técnico, informativo, dramatúrgico, pedagógico y recreativo televisivos; su gestación y diversificación en difíciles condiciones; la  asunción del reto cotidiano y la responsabilidad individual-colectiva que lleva implícita la función social de nuestra pequeña pantalla.

 Este esfuerzo investigativo-creativo resulta estimulante y gratificante a quienes bien conocemos el importante caudal y  reservorio de la apretada urdimbre de la historia cultural- comunicativa de la televisión cubana para el patrimonio de toda la nación.  


 
(Reinaldo Cedeño con el poeta Nelson Simón en la Feria de Pinar del Río)


 5. SOBRE POEMAS DEL LENTE (Premio Hermanos Loynaz de poesía 2011)



  Reinaldo Cedeño (…) como un escultor, ha encontrado el sitio donde se oculta  la  poesía en tantas películas que le han marcado (…) el colega es de aquellos a quienes el cine cala y sacude, de los que no se resignan a que el filme termine con la palabra fin (…) sigue filmando, vuelve sobre los fotogramas (…) repasa tantas secuencias en las que muchos no repararon o ya olvidaron, estudia gestos y palabras de los actores y vuelve a hacer la película, solo que en vez de emplear las célebres 24 imágenes por segundo pone en juego su cámara personal: la palabra, específicamente el verso, que genera una sensibilidad no solo cinematográfica sino mucho más: estética y sobre todo, humanística. (…)

Entre lo mucho que debemos agradecer a Reinaldo Cedeño por tan entrañable libro, voy a sumar un pequeño favor que me ha prodigado, con respecto a un filme aplaudido hasta el delio del que no soy, en absoluto, devoto. Se trata de Casablanca (1942, Michael Curtiz) pues no solo resume la fuerza poética y el poder de condensar en no pocas palabras inmensos universos, lo cual descuella entre los méritos del libro todo, sino la manera con que elude constantemente el lugar común y la frase hecha.

(Frank Padrón, crítico, periodista y escritor. Presentación del libro POEMAS DEL LENTE en San Carlos de la Cabaña, Feria del Libro Cuba 2013, 20 de febrero. Publicado bajo el título “La poesía que late en el cine”, en JUVENTUD REBELDE. CLIC en

 


 Reinaldo Cedeño y Marino Wilson Jay en Feria del Libro en Santiago de Cuba


No obstante, un muchacho de nuestra periferia, un poeta con ojo desentrañador de brumas; hizo acometida contra el Mago de Trocadero [José Lezama Lima]. Ya la imagen parece no ser, por ahora, aquella casualidad secreta de la historia. Un trueque de lenguajes quebró los absolutismos. Los discursos variaron sus respectivas ubicaciones (…). Esta vez Reinaldo Cedeño Pineda, con Poemas del lente, premiado en el Concurso Hermanos Loynaz 2011; ha conseguido mover las vías comunicativas en un sentido hasta hoy inconcebible. La literatura no ha sido llevada al cine. El cine se incorpora a la literatura… los espejos reflectantes abandonaron  las parcelas tradicionales. La imago poética se adueñó de la imagen en movimiento. El travelling, el paning y los planos-secuencias, no obedecen solo al montaje. Aquella primera estrategia de la ilusión, como postulara después Humberto Eco para un medio afín; le fue arrebatada al cinematógrafo.
(…) este poeta, previsto de la sabiduría del periodista que es; refuta la cita de Theodor Adorno. Cedeño lo cree: luego de Auschwitz, igual antes luego de los horrores de Gulag y las hambrunas de los años treinta stalinianos; si se puede sentir y escribir la poesía lírica.
(…) acaso su éxito más elocuente estriba en que ni una sola vez la palabra poética se deja atrapar en los senderos de los tecnicismos propios del llamado séptimo arte. (…) Cedeño Pineda, con un talento a prueba de candela, ha sorteado el peligro de caer en una poesía mimética debido al asunto uniforme que trata. Y eso básicamente se lo debemos a que el hecho lírico genuino es en lo esencial de su misma naturaleza sin el tour de force de restantes discursos.

MARINO WILSON JAY en presentación del libro en Feria de Santiago de Cuba, 8 de marzo de 2013. LEER COMPLETO EN http://laislaylaespina.blogspot.com/2013/03/a-traves-del-cine-la-poesia.html

CASABLANCA

Yo solamente vengo a preguntar
cómo cerrar el piano
cómo se apaga la mirada más luminosa del mundo.

                
                                           (Casablanca de Michael Curtiz, Estados Unidos, 1942) 

CABARET


Si te pidiera subir
si te pidiera las faldas
no me niegues las luces del  Kit Kat
ven con tu rostro de maquillaje    con tus piernas gloriosas
solo tengo que encontrar el interruptor en la ceguera
tantear la piel
cuando el gentleman deje los guantes para tomar mi mano
cuando la velada se torne amarillenta
sé buena
             aguarda
con una copa de champagne importado desde tierra enemiga
te compraré una bufanda en el bazar más caro  
ahora que Berlín se tuerce como una svástica
canta Sally
                  canta Liza
llévame donde gritas     junto al puente
tú que dices que aquí la vida es hermosa  las mujeres son hermosas
hasta la orquesta es hermosa
tú que dices que la vida es un cabaret.
                                          

                                                                  (Cabaret de Bob Fosse, Estados Unidos, 1972)


MARÍA CANDELARIA


Voy  a detener el fotograma
para que no te roce la primera piedra.


                                            (María Candelaria de Emilio, “El Indio,” Fernández, México, 1943)



POSTALES EN LA MONTAÑA

             I

La postal de Ennis del Mar

Tengo mi camisa debajo de la tuya
nunca sentí el frío
el aullido
el ulular del viento
pero el mundo no es una montaña.
Te esperé 
te esperé hasta sangrar    Jack Twist.

                II

 La postal de Jack Twist

Me he quedado al borde del camino
sin atreverme a pronunciar tu nombre
tu nombre de arroyo    de resina
Creí que el mundo era simple    Ennis
                                                     como una pelota
que un árbol era un árbol y una mujer una mujer
ahora no sé quien tiene hojas
                                      quien tiene labios.


                                                                  (Brokeback Mountain de Ang Lee, Estados Unidos, 2005)

VOY A TOCAR LAS TECLAS DE ESE PIANO

Voy a tocar las teclas en el fin del mundo
voy a colgar un arpegio de la última ola
hasta que el kiwi pierda el horizonte
hasta que el Dios-Hombre saque del mar la Isla del Sur
y canten las ballenas
voy a tocar a rebato
voy a subir el piano a la montaña.
Hazme el amor
hasta que la corteza del kowhai se vista de amarillo
Nueva Zelanda tiembla si pones tus manos en las mías
voy a tocar las teclas en el fin del mundo
voy a tocar cuando me arranquen los dedos
aunque tenga que morir dentro del piano.


                   (Inspirada en El Piano de Jane Campion, Nueva Zelanda, 1993)

Poemas del lente / Trabajadores

Es una verdad incontrovertible que el séptimo arte seduce, más allá de la gran pantalla, a los escritores y artistas. Reinaldo Cedeño está convencido de esa certeza (…) en este casi medio centenar de poemas, se deslumbre, y deslumbre al lector, con esos filmes, esos personajes, esos actores, que han quedado en su memoria cinematográfica, como testigos de su afición de inclaudicable espectador.  

Se sustenta este poemario en una irrebatible verdad. El empeño del autor es, a través de un personal discurso lírico –fluido, limpio, ameno, marcado, indudablemente, por su fecundo ejercicio periodístico—, testimoniar no sobre las joyas clásicas del cine, sino develar sus preferencias, gustos, gozos, deleites, dar fe de su cine.

Galardonado con el Premio de Poesía Hermanos Loynaz 2011, llega ahora Poemas del lente. Agradable y enriquecedor divertimento. Hermosa colección de versos. Sugerente invitación de Reinaldo Cedeño a ver, a disfrutar, a apreciar, desde la letra impresa, esos filmes que ya se atesoran en lo más íntimo de la memoria del séptimo arte.

Fernando Rodríguez Sosa en semanario Trabajadores

 


En Poemas del lente late la memoria. Con sus versos, Reinaldo Cedeño hace que la poesía cristalice en poesía. La poesía del cine convertida en fermento, en carne de la literatura. Sus metáforas evocan fotogramas, sus verbos y sustantivos rememoran –rehacen, en realidad- lo que primero se manifestó veinticuatro cuadros por segundo. De esta forma, el círculo se completa nuevamente: de la pantalla al papel, de la imagen fugaz a las palabras.

¿Cuáles son los filmes-poemas de Cedeño? ¿Por qué esos justamente, y no otros, más célebres, quizás, más memorables para académicos o críticos cinematográficos? Difícil mediar en cuestiones de gustos, de emociones. Lo verdaderamente esencial, sin embargo, no son las películas incluidas en sí, las volcadas en versos, sino los propios versos. No es el hecho de que en la página 29 del cuaderno se evoque a la Casablanca de Michael Curtiz, o en la 44 a Suite Habana, o en la 15 a Cuando vuelen las cigüeñas. No, lo bello, lo significativo, es que lo escrito de ellas reviva su espíritu, su drama interior, incluso su tono, sea sensual o terrible, tierno o desgarrado. Y, además, conmueva.

Personajes memorables recorren este libro, muchos de ellos femeninos: Scarlett O’Hara, Blanche Dubois, Lucía-Raquel Revuelta, Lucía-Adela Legrá, Sor Juana, Cuba Valdés… Sus voces, sus siluetas, sus presencias cinematográficas, se enseñorean en las páginas como si se tratase del plató. ¿Cómo vivís sin memoria?, nos enjuicia Norma Desmond desde El crepúsculo de los dioses, y su interrogante, como justicia poética, se multiplica en cada poema, en cada locación. La Plaza de la Revolución José Martí (el día cuatro a las cuatro y cuarenta y cuatro de la tarde), una habitación en Roma, una azotea en Bangkok, el Palacio del Emperador, la brasileña Ciudad de Dios, en todas ha sucedido o sucederá algo hermoso o terrible que merece inmortalizarse en la hoja impresa. 

Algún lector, o cinéfilo suspicaz, podría apuntar la preponderancia de filmes-poemas de determinada temática, no diré cuál o cuáles. Otros, al hablar de lo mismo, podrían ponderar la coherencia estructural del cuaderno. No veo rompimiento alguno entre ambas posturas y sí algo esencial en la poesía de Cedeño: emoción y sinceridad. Estos poemas nacieron de lo más raigal, de lo más íntimo de su autor, y por ello, aunque partan del cine y le rindan homenaje, hablan al final, como toda poesía ­–como la propia poesía que asoma en las películas- de los hombres, sus miedos, sus sueños, sus pasiones.

Hizo bien el jurado del Premio Loynaz en reconocer este cuaderno de Cedeño. Poemas del lente nos convida a volver a la sala oscura, a acomodarnos en silencio en nuestras butacas, y a disfrutar, escena a escena, fotograma a fotograma, del germinar fúlgido o silencioso de la poesía.



Eric Caraballoso Díaz: ¨El cine germinado en poesía¨  Presentación especial del libro en la emisora Radio Mambí, 11 de marzo de 2013. ´VER Artículo completo en




 Con el carácter ameno que lo caracteriza, el escritor y periodista santiaguero [Reinaldo Cedeño] presentó este martes 14 de mayo, en el contexto de la Jornada Provincial de Lucha contra la Homofobia, su obra más reciente, Poemas del Lente, ganadora del Concurso Hermanos Loynaz 2012.

 La filmografía seleccionada por Cedeño quizás no esté compuesta en su totalidad por obras maestras del cine, pero sí abordan temas puntuales y necesarios para rescatar a la humanidad del abismo y la desidia. Scarlett O´Hara prometiéndose hacer cualquier cosa para no vivir en la pobreza mientras mira al viento; en otra escena una madre pide perdón por no comprender la homosexualidad de su hijo que acaba de suicidarse en el mismo instante en que un niño cambia la vida de una mujer que escribe cartas en la Estación Central de Brasil. A ellos se suman en un silbido Julia y Mariana con miedo a la vida, mientras Elpidio espera una señal para cambiar.

Maestría e ingenio distinguen estos poemas, simples, pero profundos, en los que el autor pone de manifiesto una verdad irrefutable: El arte nos conmueve y nos libera cuando transmite valores universales como la equidad y el respeto a los demás, independientemente de su orientación sexual, etnia, condición social o creencias.

María de las Mercedes Rodríguez Puzo; “A través de un buen lente”, en Sierra Maestra, 15 de mayo de 2013.  COMPLETO en http://www.sierramaestra.cu/santiago/cultura/a-traves-de-un-buen-lente

SOBRE el libro de cuentos LA EDAD de la  INSOLENCIA (Ediciones Caserón, 2013)
 



-->
Las edades de la vida

En La edad de la insolencia se registran estudios de casos, historias de vida; se escucha la sinfonía del hombre común en su nuevo mundo. El pincel del autor confirma su destreza en marcar los claroscuros sicológicos y sociológicos en el dibujo de sus personajes; las anécdotas no son grotescas, crudas o morbosas, lo son sus personajes porque tienen sinceridad, se proyectan como tales son ellos y su circunstancia, lo onírico, la fantasía, sueño tras sueño, amor. 

Y cuidado, volvemos a la peligrosidad de la inteligencia, cuando en el cuento “El caballero”, Cedeño toca esta creciente preocupación existencial en nuestros días: “Los libros se convirtieron en su único refugio y como bebía página tras página, sacó ventaja a todos en la escuela. Cuando pensó haber encontrado un oasis a la falta de compañía, se le sumó la envidia y se halló ante un desierto”. Y bien, se trata de algo inusual: se relega la inteligencia; Reinaldo lo reitera en otra de sus piezas narrativas: ¿Cuántos Hamlet andan las calles queriendo ser, y no son porque los niegan?

(Manuel Gómez Morales / Artículo completo en http://laislaylaespina.blogspot.com/2013/10/las-edades-de-la-vida_8148.html )

Insolencias de un poeta

Cuentos que develan emociones, el mundo interior de gente que habitualmente nos rodea, oscuros misterios de la vida humana… realidades cargadas de palabras que descubren al poeta, periodista y ahora narrador Reinaldo Cedeño Pineda (Santiago de Cuba, 1968).

En sus textos no hay espacio para los arquetipos. Cedeño sorprende desde las páginas de
La edad de la Insolencia (Ediciones Caserón, Comité Provincial de la UNEAC, Santiago de Cuba, 2013), no solo por osado, sino por adentrarse en los entresijos de seres que están a nuestro lado todo el tiempo.

El Jacinto de “To be or not to be”, se despoja de las reliquias familiares, de los tazones de porcelana, de baúles y sábanas de hilo, de sus lámparas, de cualquier cosa menos de sus libros: “Los libros no… Habría sido un sacrilegio ponerlos en manos de los vendedores de cacahuete y ver una hoja de la Divina Comedia o los sonetos a Laura envolviendo la semilla tostada. Dante y Petrarca maniseros”.

Mamacita es una negra, voluminosa, pero su negritud y su anchura, no son lo más importante. Mamacita es la enfermera optimista, solícita y entregada a su labor. El cuento, donde aparece con su paso bamboleante, te presenta a otra mujer, Caridad, su paciente. Y de esta le nace otra historia a este cuento que conduce al reencuentro entre las dos mujeres.

Locos y cuerdos confluyen en los días de esta ciudad de Cedeño. Es este el mismo espacio donde no faltan los árboles, la bicicleta, la bibliotecaria. Justamente el cuento La edad de insolencia, vuelve a la imagen del escritor, más bien de una escritora, Madame, para quien su vida y memoria está en sus propias páginas.

Del libro emana la voz y la gestualidad de sus habitantes, gente como uno, con sus pensamientos, decisiones, con su personal filosofía. Vale esta nueva propuesta de Reinaldo Cedeño Pineda, un autor que atrapa y siembra en el lector sus propias emociones.


♣ Reinaldo Cedeño / La búsqueda de la otra verdad

Cedeño cuenta historias que a primera vista parecen extraídas de un sueño, hasta lograr mediante su prosa meticulosamente trabajada situarnos frente a personajes muy bien delineados, todos con mundos trascendentales que exponen con coherencia y credibilidad mediante un discurso que por momentos conmueve porque tiene la fuerza de una poética que se apodera de esa geografía visual que ya comenté y de todo lo que transcurre sobre ella.

La meticulosidad del lenguaje que en última instancia encuentra la perfección de diálogos y descripciones, pero que busca desde un concepto estricto de la belleza que todo lo expuesto, aún cuando se trate de  sórdidas historias o historias que se producen en sórdidos sitios, tengan toda esa belleza visual que obviamente es prioridad de su autor. Pongo por ejemplo de esto los conmovedores cuentos El juramento y El baño del diablo.

(Arístides Vega Chapú, presentación libro en Santa Clara, noviembre 2013 / Artículo completo en  http://laislaylaespina.blogspot.com/2013/11/la-busqueda-de-la-otra-verdad.html 



La noche más larga es un libro de imágenes e historias impactantes. Imágenes e historias hechas por fotorreporteros y periodistas que, por encima de sus nombres, mostraron la recia madera –profesional y espiritual– de quienes practican el muchas veces cuestionado oficio de la prensa. Y también otras, hechas por otros santiagueros, poetas, intelectuales, artistas, personas de a pie, sobrecogidos por lo vivido, por lo visto y escuchado en aquellos funestos días de Sandy. 

Las imágenes e historias referidas hasta ahora son solo algunas, unas entre tantas guardadas no solo en estas páginas, sino también en la memoria de quienes habitamos Santiago. La selección, cuidada y necesaria de Reinaldo Cedeño –a quien habrá que agradecer siempre el empeño y la iniciativa– no agota, sin embargo, lo sucedido. No puede ni pretende abarcarlo todo.

De alguna forma, como el ideal soñado por Borges, este es un libro infinito

PALABRAS DE PRESENTACIÓN DE “La Noche más larga. Memoria del huracán Sandy” Más en
CON FOTOS
Ver La noche mas larga. Misión Cumplida

 

Salón de los Vitrales. Presentación del Libro LA NOCHE MÁS LARGA. 2014.






ARTÍCULOS RELACIONADOS

---Reinaldo Cedeño síntesis biográfica y ficha de autor en ECURED
---Reinaldo Cedeño FOTOS y currículum
---Reinaldo Cedeño  ENTREVISTA Agencia IPS: “El hueso en el papel”