miércoles, 26 de diciembre de 2007

FELIZ 2008 a LOS LECTORES


Reinaldo Cedeño Pineda


Hace casi dos meses inicié la aventura de un blog personal, desde mi experiencia periodística.

Un blog cultural, con artículos, poemas, relatos y opinión. Hecho desde Cuba, desde una modesta conexión. Hecho con sinceridad.

Es una botella lanzada al ciberespacio. Y ha sido más de lo esperado. Muchos han tomado sus mensajes.

Sepan que me han dado mucha alegría.

No tengo manos para abrazar a aquellos que se han tomado un tiempo para escribirme, los que me han visitado una vez, los que llegan ahora mismo, los que han decidido continuar visitándome. Y los colegas blogueros que incluso, con suma generosidad, han puesto un link en los suyos a La Isla y... LA ESPINA.

De todas formas les abrazo, donde estén, y ahora mismo.

He ganado amigos y amigas, que presumo, tal vez sean para siempre.

La isla...y LA ESPINA ha sido una aventura, un reto y una fiesta. En el top 10 de lectores, van marcando la punta: España (en especial Madrid y Barcelona), Estados Unidos y mi Cuba. De muy cerca, México, Argentina, Chile, Perú, Venezuela, Colombia y el Reino Unido.

Alguna vez, desde toda América Latina, desde Sudamérica y Centroamérica; desde mi querido Caribe: República Dominicana y Puerto Rico, alguien ha hecho clic.

También he ganado lectores en Francia, Suecia, Canadá, la República Checa, Italia, Grecia, Bulgaria, Italia, Holanda, Suiza, Austria, Bélgica…

Y en Australia, Japón, Sudáfrica, Afganistán, Israel, Marruecos, India…

Brindo por eso.

Ya les quiero.

PD: La ciudad de Santiago de Cuba, donde vivo, tiene la tradición de despedir el año en un acto público llamado Fiesta de la Bandera. Lo hace desde el albor del siglo veinte.

Descargas culturales, campanadas, la banda de música, el pueblo... todos se reúnen en el Parque de Céspedes, corazón de la ciudad, frente al Ayuntamiento. Justo a las doce de la noche, se iza la bandera en un mástil de su fachada.

La tradición afirma que si la bandera flota será un buen año; de lo contrario, no son buenos los augurios.

Para los santiagueros siempre flota en nuestro interior.

Yo, como muchos, despediremos el año en una cena familiar, con lechón asado, congrí y ñame. O con lo que podamos. Lo importante es que la familia esté junta.

En nombre de ellos y el mío, le deseo

FELIZ 2008

Reinaldo Cedeño Pineda


2 comentarios:

CubanInLondon dijo...

Muchas gracias a ti, mi hermano. Y espero algun dia visitar tu hermosa ciudad, porque aunque sea cubano y habanero de pura cepa (industrialista hasta la muerte carajo!), quisiera conocer a la que fue la primera capital de nuestro amado pais.

Que tengas unos existosos doce meses venideros.

De un cubano en Londres

Bárbara Calderón Romero dijo...

Gracias a ti Reinaldo por tus crónicas tan humanas, tan de cerquita, tan al alcance de la mano.
Siempre estoy visitándote y regocijándome en tus artículos, desde que llegué a tu página luego del comentario sobre las décimas.
Continúa pues contándonos, narrándonos, llevándonos a esa isla tuya que -de tanto sentirla cerca- es también un poco mía.
Muchos cariños desde el sur del mundo.
Bárbara